Alpargatas como regalo de boda

Las bodas son esos momentos especiales, en los que la única prioridad que existe es disfrutar y pasarlo bien. El ambiente destila felicidad, brindis, momentos emotivos y otros, un tanto vergonzosos. Pero esos, ya son otro asunto.

Es un día tan importante que cualquier detalle marca la diferencia. Así que, pensamos y repensamos, hasta encontrar ese boom de look que estamos buscando. Vestido (preparado), tocado (preparado), bolso (preparado), tacones… ¿Qué monas estamos subidas sobre 10 cm de altura, verdad? Salvo cuando llega el momento el baile y con él, el show. No hay marcha atrás. O te descalzas y arriesgas tu integridad física ante los posibles cristales del suelo, o sonríes mientras maldices a la vendedora que te los recomendó por su gran “comodidad”.

Solo existen esas opciones, o al menos, ¡hasta ahora! Porque cada vez son más los novios que piensan en nosotros, sus pobres invitados, y reparten alpargatas cuando empieza el baile. Esta última tendencia de regalos matrimoniales no puede ser más práctica y bonita.

Los 700 años de historia de la esparteña, muestran cómo desde siempre ha sabido adaptarse, generación tras generación, a los nuevos contextos. Sus componentes eco como el yute, el lino, el algodón y el corcho, son razones suficientes para que este tradicional producto sea objeto de deseo.

Por lo que, solo te queda adueñarte de unas y salir a bailar. Pero date prisa si tienes un número de pie demasiado grande o pequeño, esas tallas se agotan enseguida.

¡Qué el único sufrimiento que tengamos sea el pisotón de nuestra pareja!

Qué vivan los novios …¡Y sus alpargatas!

Consejos a la hora de comprar alpargatas de boda
1) Para facilitar la búsqueda de talla de las alpargatas, te recomendamos que las organices por números en filas, incluyendo su etiqueta identificativa correspondiente. Otra opción, si tienes más tiempo es etiquetarlas individualmente.

2) Cómpralas en grandes cantidades, te ahorrarás un dinerillo.

3) Puedes adquirirlas de diferentes colores, de uno solo, de estampado… Eso queda a tu elección. Eso sí, algunas webs cobran más cuando encargas variedad de tonos.

4) Ten en cuenta que la mayor parte de las mujeres calzan un 38-39, por lo que compra mayor cantidad de esas tallas y menos de las demás. Investiga si alguna invitada tiene un número demasiado pequeño o grande, te evitarás cualquier imprevisto.

5) Puedes personalizar las alpargatas con los nombres de los novios y la fecha de la ceremonia. Será un recuerdo muy especial.

6) Acompáñalas de un cuadro con una frase divertida, para que los invitados se acerquen a por ellas.