¡Haz tus propias bolas de Navidad!

¡Ya estamos en Diciembre! Lo que significa que la Navidad está a la vuelta de la esquina y tenemos que irnos preparando para recibirla. Hay que empezar ya a sacar del trastero y colocar todos los adornos para decorar la casa. Entre todos los adornos que podemos poner en nuestra casa, hay uno indispensable en estas fechas: el árbol de Navidad.

Para darle un toque más personal al árbol, os vamos a dar estas cuatro propuestas para hacer vuestras propias bolas de Navidad, ya sea utilizando las viejas bolas que tengáis por casa o decorando unas nuevas:

La primera, es una idea muy sencilla. Consiste en coger las bolas viejas que tengáis por casa y pegarles unos simples diamantes de imitación de cristal con un pegamento trasparente, creando una figura. No os llevará más de 10 minutos y les cambiará el aspecto completamente:

Ésta es otra idea para reutilizar las viejas bolas. Para lo que utilizaremos unas piedras de relleno para floreros trasparentes, y pegamento. Es tan fácil cómo ir pegando tantas piedras como queramos alrededor de la bola. Hay que tener en cuenta tanto el peso de las piedras como el de la bola, porque si le ponemos demasiado peso, puede que el tapón no aguante y se nos rompa. En ese caso, podríamos utilizarlo para adornar mesas o baldas. Tenéis más detalles y alguna idea más, en este blog en inglés.

Para este adorno, necesitaremos bolas trasparentes, purpurina y un elemento secreto… limpiasuelos. Para hacer esta sorprendente idea, deberemos limpiar primero las bolas con alcohol, y después, poner un poco de limpiasuelos en el interior y extenderlo por toda la bola. Posteriormente, tiramos el sobrante y hacemos lo mismo con la purpurina, observando cómo esta se queda pegada por toda la bola. Tras esto, dejamos secar un rato, antes de ponerle la tapa. Para terminar, podemos pegarle algunos adornos en el exterior. Una sorprendente pero efectiva técnica, para hacer estas bolas de purpurina.

Si queréis más información sobre ésta extraña técnica, la podéis encontrar en este otro blog (en inglés), además de otras propuestas interesantes.

Por último vamos a hacer otra novedosa bola utilizando, en este caso, cinta (dorada y roja) y alfileres. Para este adorno, necesitaremos una bola de espuma de poliestireno en lugar de una de plástico.

Cogemos la bola, y a partir de uno de los polos, le ponemos una línea de cola y sobre esa línea le damos una vuelta completa de cinta dorada. Después, giramos la cinta para un lado, justo sobre el borde de la que hemos puesto y tras poner un poco de pegamento, le damos otra vuelta. Y seguimos así hasta rodear la bola entera con la cinta dorada. Cuando la tengamos completa, pegamos el extremo de la cinta con un poco de cola también.

Y ya sólo nos queda rematar. Cogemos un trozo de cinta roja, le damos pegamento y la colocamos rodeando el centro de la bola. Con otro poco de cinta, hacemos un lazo, y ayudándonos de un alfiler, lo clavamos en el polo superior de nuestra bola. Podemos poner en el alfiler una perla de color oro y una lentejuela roja, para decorar. Si queréis, podéis clavar más alfileres alrededor de la esfera.

Cuatro ideas fáciles de hacer, divertidas y que no os llevarán mucho tiempo, para darle un toque personal a vuestro árbol de Navidad. ¿Que os parecen? ¡Animaos a hacerlas!