2011, Año Internacional de los Bosques

2011, Año Internacional de los Bosques

En diciembre de 2006 la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó la resolución por la que se declaraba al 2011 Año Internacional de los Bosques. Este es el segundo año internacional dedicado a los bosques, después de que en 1985 la FAO pidiera un reconocimiento especial para ellos. El objetivo es aumentar los esfuerzos de recuperación y conservación de las superficies arbóreas, favoreciendo el retroceso de la deforestación y otras actividades que provocan la desaparición de más de 13 millones de hectáreas de bosques en todo el mundo cada año.

Bajo el lema “Los bosques, para las personas”, se realizarán diversas actividades para concienciar a la sociedad de los problemas que sufren los bosques de todo el planeta, frenar su deterioro y recordar que son parte esencial del desarrollo sostenible del planeta, gracias a los beneficios económicos, socioculturales y ambientales que proporcionan.

2011, Año Internacional de los Bosques

Los bosques cubren más del 30% de todo el territorio mundial y contienen más de 60.000 especies de árboles, muchas de ellas todavía sin descubrir. Además, contienen el 80% e la biodiversisad del planeta y cumplen importantes funciones ecológicas:

Regulan el agua. Retienen el agua de lluvia, facilitando un filtrado adecuado a la tierra. Disminuyen la erosión al reducir la velocidad del agua y sujetar la tierra con sus raíces.
Proporcionan humedad ambiental a los continentes.
Absorben una gran cantidad de dióxido de carbono de la atmósfera frenando los efectos negativos del exceso de emisiones de CO2 provocado por los humanos y que está generando el efecto invernadero. Por eso los bosques están considerados los pulmones de la Tierra.
– Son el hábitat de millones de especies. Los bosques son las principales reservas de biodiversidad que existen, puesto que dan cobijo a dos tercios de todas las especies del mundo. Un gran número se extingue como consecuencia de la deforestación, hasta 100 especies por día.

Año Internacional de los Bosques

La FAO estima que cada año se pierden más de 130.000 km² de bosques debido a diversas causas, todas provocadas por el ser humano: La deforestación y la tala ilegal, la conversión a tierras agrícolas y ganaderas, la recolección insostenible de madera, la gestión inadecuada de la tierra, la creación de asentamientos humanos, la construcción de embalses y carreteras, los incendios forestales, la contaminación atmosférica…

Hace unos 10.000 años los bosques ocupaban entre el 80% y el 90% de la superficie terrestre, mientras que ahora cubren tan sólo un 30%. Australia, Brasil, Canadá y EE.UU. son algunos de los países con mayor concentración de superficie forestal. España tiene 14,4 millones de hectáreas de bosques, lo que la convierte en el cuarto de Europa con mayores recursos forestales después de Suecia, Finlandia y Francia.

Conseguir los objetivos marcados por Naciones Unidas va a ser todo un reto teniendo en cuenta el fracaso que tuvo 2010 como Año Internacional de la Biodiversidad. Según los informes y los balances realizados por grupos activistas ecológicos como Ecologistas en acción, el año pasado fue un año de desprotección, un retroceso en la conservación de la naturaleza. Ojalá este año sea diferente y consigamos grandes avances en cuanto a la protección, recuperación y conservación de los bosques.